Sistema de Apoyo Vital al Empleado, AVE. c.a.
+58 212-237.12.93
+58 212-837.15.15
info@programasave.com
@programasAVE
programasave
El Pesimista se queja del viento
Autor: Gerencia Clínica (@programasAVE) | Fecha: 05-03-2015

“El pesimista se queja del viento; el optimista espera que cambie; el realista ajusta las velas”.

William George Ward

 

Las situaciones de alta incertidumbre suelen ser uno de los temas centrales de preocupación y tener el control forma parte de las claves para aumentar nuestra sensación de seguridad. Para ahondar en el tema, revisaremos algunos puntos clave, para entender cómo mejorar nuestra actuación.

En términos generales, las personas poseen un conjunto de ideas, teorías, creencias o representaciones sobre la realidad, lo cierto es asimilar que esa “realidad objetiva” no es tal, puesto que solemos percibir esa realidad a través de una seria de “filtros”. Es cierto que los objetos físicos existen independientemente de nosotros, pero cuando los observamos y pensamos sobre ellos, pasan a ser parte de nuestra “realidad psicológica”, la cual es subjetiva por definición: la hacemos nuestra, nos apropiamos de los objetos y le damos cualidades particulares. Nuestro carro, por ejemplo, representa para cada uno de nosotros algo diferente a su realidad física. Puede ser desde un objeto que sólo nos transporta, hasta un signo de status y poder económico.

Y si eso pasa con objetos, los fenómenos sociales tienen una mayor complejidad. Las relaciones entre las personas, los grupos, las experiencias que vivimos cotidianamente, requieren de procesos mentales complejos para poder comprenderlos y manejarlos. Si queremos tener un mayor control sobre nuestro entorno, que las cosas pasen como queremos, o que sucedan de acuerdo a nuestras expectativas, lo mejor que podemos hacer es comprender nuestras actitudes o disposiciones ante diversas situaciones e incrementar las  competencias o habilidades sociales para manejar los imprevistos. Esto forma parte de nuestro propio capital emocional.

Los especialistas en Aprendizaje Social han identificado los siguientes principios claves: Saber cuál comportamiento demanda una situación concreta, tener la oportunidad de observarlo y ponerlo en práctica, saber que tan efectiva es nuestra ejecución, mantener nuestro desempeño y convertirlo en una respuesta habitual en nuestro repertorio.

Si volvemos a leer la frase de William Ward que encabeza este boletín, podemos ampliarla a la luz de estos conceptos: El ser eficaz en el manejo de un velero requiere, además de no quejarse del viento, tener información sobre el manejo de las velas, haber tenido un cierto entrenamiento en ello, ponerlo en práctica de manera exitosa y por supuesto, que las velas sean resistentes! Esta metáfora nos permite aproximarnos al manejo de situaciones de incertidumbre. Las tormentas, (o situaciones tormentosas) no nos tomarán totalmente desprevenidos si sabemos más sobre ellas, pero sobre todo, si desarrollamos las debidas competencias y habilidades para manejarlas. Más aún, si ya sabemos que enfrentarlas forma parte de nuestra vida cotidiana. Cuáles son esas habilidades y como hacer nuestras velas más resistentes serán temas que continuaremos tratando en los próximos boletines.



Gerencia Clínica
@programasAVE


Sitio                    

Nosotros
Programas EAP
Capacitación
Lopcymat a la mano
Otros Servicios
Publicaciones
Audio y Video
Contáctenos          

Twitter: @programasAVE
Facebook: programasave
Flipboard: @programasave
LinkedIn: programasAVE
Correo Electrónico
Diseño y desarrollo web: Global Services C.E. & C.A.
©2015 Sistema de Apoyo Vital al Empleado, AVE. c.a.
RIF: J-31401365-3